Razones por las que es mejor esperar para actualizar a iOS 9

COMPARTIR 0 TWITTEAR

iPad con pantalla dividida en iOS 9

Llega una nueva versión, llega un nuevo soplo de aire fresco a nuestros terminales, concluida la WWDC de 2015 hemos podido saber qué modelos van a ser los afortunados en tener la última versión de iOS y hemos podido saber también en este completo análisis del nuevo sistema todas las nuevas funciones y características que nos va a traer la novena versión de iOS.

Siempre que tenemos un dispositivo potente solemos pecar de impacientes y nos aventuramos a probar lo más nuevo que haya disponible para nuestros dispositivos, sin embargo esta decisión en muchas ocasiones es la peor de las decisiones que se pueden tomar, a continuación te detallamos el porqué es bueno esperar para actualizar a iOS 9.

Problemas con la actualización a iOS 9

Ser el primero en actualizar no va a suponer una ventaja mayor que tener lo último el primero, todo lo demás a muy buen seguro serán inconvenientes. Además es muy normal que ante la primera actualización surjan problemas de conexión y colapso de los servidores u otros problemas cómo ocurrió con iOS 8 y el espacio en el dispositivo.

Sistema sin pruebas

Los más normal en las primeras semanas de vida de un sistema operativo es que este se actualice al menos una vez para eliminar posibles bugs. Esto se debe a que las versiones finales son normalmente las menos testadas y por eso es habitual encontrarse ante los citados bugs.

Esperar a la estabilización general del sistema

Esperar siempre es bueno, aunque nos pierda la paciencia muchas veces, es bueno esperar. Un sistema operativo necesita de unos días o semanas para poder aprender todas las variables que se producen en el sistema y poder estabilizar así todos los parámetros. Entre ellos el que más problemas causa es la batería y es muy normal que durante los primeros días de actualización se produzca un aumento de la batería considerable.

Aplicaciones no optimizadas para iOS 9

Otro problema con el que nos podemos encontrar es que las aplicaciones no se encuentren aún optimizadas para la nueva versión del sistema operativo y sus cambios. Ya pasó con el paso a iOS 7 que la gran mayoría de aplicaciones no adoptó desde el primer momento el nuevo aspecto. También pueden surgir problemas de compatibilidad y es muy probable que alguna aplicación deje de funcionar.


En conclusión, mi recomendación es que tengáis paciencia y esperéis, ya que aunque como dijo un sabio las prisas no son buenas. Otra opción puede ser probar las novedades y volver inmediatamente a iOS 8 ya que durante un determinado periodo corto de tiempo Apple firma las dos versiones y nos deja pasar de una a otra sin problemas.

Archivado en Actualización, iOS 9, iPad, Optimización, WWDC 2015
COMPARTIR 0 TWITTEAR

Comentarios (9)

Usa tu cuenta de Facebook para dejar tu opinión.

Otras webs de Difoosion